La fábrica de patatas fritas El Gallo Rojo fue fundada en la localidad aragonesa de Utebo el año de 1969. Actualmente El Gallo Rojo es un icono de varias generaciones que han consumido sus patatas fritas y la reconocen por su marca. Muy arraigada al territorio de Aragón, en los años noventa El Gallo Rojo pasó a ser parte de la empresa Tostados de Calidad y comienza su expansión nacional e internacional.

A lo largo de todos estos años El Gallo Rojo ha ido creciendo fabricando cada vez más y más aperitivos. En la actualidad puedes encontrar productos de El Gallo Rojo en tiendas de alimentación de comercio tradicional,  cadenas especializadas, kioscos, supermercados, grandes superficies e incluso en diferentes países de Europa y Latinoamérica.

La mayoría de los ingredientes que utiliza El Gallo Rojo en sus productos son de agricultores y productores españoles. Comenzando con las patatas de variedad agria, los aceites, sales y muchos de los ingredientes que utilizamos para saborizar. Fomentamos el desarrollo de la economía local creando relaciones a largo plazo con nuestros proveedores lo que favorece fabricar productos de calidad.